martes, marzo 06, 2012

Paro docente y el discurso de Cristina.

Las 3 horas y pico de discurso dejaron mucha tela para cortar. Creo que fue de menor a mayor, arrancó muy mal y terminó muy bien.

1) Primero, triste, patético que la primera mandataria diga que la muerte del tren fue inevitable porque no había plata para hacer las inversiones necesarias. Lo dice la Presidenta con la caja fiscal mas grande de la historia!! a misma que derrocha en fútbol para todos, TC y publicidad oficial. Si se anunció que se iba a hacer un tren bala, no se podía destinar ese dinero para arreglar el tren obrero?

2) Subte: ya lo discutimos en posts anteriores, pero hay necesidad de tratar de pelotudo al gobernante de uno de los principales distritos del país? Macri tendrá muchos defectos, pero en sus discursos siempre repite lo mismo "quiero dialogo, no tengo problema en sentarme a charlar con el gobierno nacional para definir políticas conjuntas". Cristina trata a Macri como Morales Solá trata a Cristina.

3) Reforma del código civil: nadie le dió la bola que se merece. ESPECTACULAR. Hace mas de 10 años que los abogados reclaman una reforma de los antiquísimos códigos que tantas injusticias generan. Si se hace bien puede ayudar a mejorar la calidad de vida de millones de personas. Reducir la litigiosidad y fortalecer la seguridad jurídica, un paso vital para el desarrollo de cualquier país.

4) Malvinas: sin entrar en detalles sobre la política en general sobre el tema, es vital mantenerlo en agenda, sea para anunciar algo importante o no, que el tema Malvinas siga saliendo en diarios ingleses es el primer paso de un largo camino.

5) Reforma del Banco Central, ESPECTACULAR. Siempre lo dije, tenés el nene muriendose de hambre mientras el Central tiene 40.000 millones de dolares durmiendo. Obviamente, es importante tener reservas para poder hacerle frente a la crisis. Pero mas importante que tener un seguro para una eventual crisis, es tapar los agujeros urgentes que tenemos hoy. Precisamente, siguiendo la misma idea, en lugar de aumentar tanto las reservas el Gobierno Nacional debería haber invertido algo de ese dinero en los trenes.

6) Critica a los maestros. Me parece justa. Los maestros desde que tengo 3 años hacen paros todos los santos años al inicio de clases. Usan a los chicos como rehenes. Los maestros se dedican fervorosamente a defender su salario, pero lamentablemente no hacen lo mismo por defender la calidad de la educación. En los últimos años se reformó numerosas veces el sistema educativo argentino, sin que los docentes pusieran un pero. Mientras cobren parece no interesarles demasiado la suerte de sus alumnos. Es así que la escuela pública perdió la excelencia que la supo caracterizar, y hoy salvo excepciones como el Nacional Buenos Aires, cualquier padre que tenga la posiblidad económica de pagar una privada, no mandaría a su hijo a una pública. ¿Por qué los docentes no hicieron paros para defender la educación pública y solo lo hacen cuando les tocan el bolsillo? Se asemejan mucho a los caceroleros de teflón, vale todo mientras no me toquen la plata.

Y como dice la Presidenta, después tienen una tasa de ausentismo alarmante, una falta de profesionalismo terrible. Me contaba un docente que hay muchísima gente que sigue la carrera no por vocación, sino porque mal que mal hay salida laboral, un horario flexible de trabajo y 3 meses de vacaciones. Se dice que se aumenta la "inversión en educación" cuando lo que se hace es construir escuelas y pagar salarios. Con ladrillos y sueldos nadie aprende nada, hace falta una reforma a la formación que reciben los docentes, a lo que el estado exige a los docentes y a lo que los docentes exigen a sus alumnos. Ahora ya no hay amonestaciones, no se repite el año, se puede ir al colegio sin pagar la cuota, vale todo.

Por supuesto que la culpa no es 100% de los maestros. Hay muchos que dejan la vida por su profesión, que se pasan tardes corrigiendo, y que se preocupan verdaderamente por el futuro de sus alumnos. Mucho no pueden hacer cuando el gobierno les quita autoridad al prohibir sancionar a sus alumnos y cuando la sociedad enferma está repleta de padres que recurren a la violencia cuando sus hijos son desaprobados. Pero lo que no se puede negar es que los maestros son una parte central en el deficiente sistema educativo argentino.

Dicho esto, es innegable que tras dos gobiernos kirchneristas es un fracaso rotundo que todos los inicios de clases sigan pendiendo de un hilo. Sea la culpa de quien sea, en un país serio se buscar una forma de resolver esto. Pagá mas sueldos, limita el derecho a huelga de los maestros, o buscale la salida que se te ocurra. Pero hacelo. Las clases tienen que empezar, sin excusas.

2 comentarios:

Nacho dijo...

De acuerdo en todos los punots, me acuerdo cuando iba al cole que tenia una profesora (de la vieja escuela) que estaba en contra de los paros pq decia que eran unos vagos y que solo les importaba la plata pero a la hora de protestar por la mala educacion no hacian nada, tal cual lo dijste vos.

Anónimo dijo...

Los docentes sí estaban en contra de la Ley Federal de Educación, y tuvo mucho que ver la lucha para que ésta se cambie.... 3 mese de vacaciones...eso simplemente da gracia...no vale la pena discutirlo.