lunes, julio 04, 2011

¿Dónde iría la violencia sin la Copa America? El depto de marketing lo hizo de nuevo!






Bajo el lema "Dónde iría la pasión sin el Fútbol" los chicos del departamento de marketing, a pedido del Gobierno de Scioli, hicieron 3 comerciales para vendernos la Copa America. Todos siguen los mismos lineamientos, una situación cotidiana que termina con el protagonista fuera de sí, sumamente enfurecido reclamando a los gritos . El spot televisivo es el mas benigno de los 3, pero en la radio se puede escuchar a una persona enfurecida gritando COBRAME UNA!!! TE PIDO NADA MAS COBRAME UNA!! NO PUEDE SER VIEJO NO ME COBRA UNA! y a otro enardecido señor espetando a lo Pagani un "NO PUEDE SER ESO ES FOUL ACA Y EN LA CHINA"

La publicidad como publicidad en sí es buenísima, muy creativa, graciosa y vinculada con el producto. Ahora, los chicos de Savaglio Studio dicen que pensaron la campaña para "reflejar la vehemencia con la cual los argentinos viven el fútbol desde distintas escenas cotidianas." Vamos a nuestra vieja y querida RAE y la tercera acepción de vehemente nos dice: "Dicho de una persona que obra de forma irreflexiva, dejándose llevar por los impulsos." Convengamos que obrar irreflexivamente no es una virtud digna de exaltar, ¿no?  El lema "donde iría la pasión sin el fútbol"  es una justificación de la violencia en el fútbol. Primero implica que pasión significa ponerse como loco, y reclamarle a los gritos a un tercero.  Segundo indica que el lugar indicado para hacer esto es en la cancha, que es el lugar natural para liberar esta "pasion", el lugar donde corresponde actuar con vehemencia.  En la vida social no está bien violentarse, pero si vas a la cancha hace lo que quieras. Mismo error cometido por las maestras de primaria que te decian "¿como decís esa palabrota, te crees que estás en la cancha?" dando a entender que en la cancha si estaba permitido comportarse como un salvaje y decir todo lo que a uno se le antojara.


La pregunta "¿Donde iría la pasión sin el futbol?"  plantea que si la pasión no se descargara en el fútbol iría a otros lugares. Si la gente no rompiera todo en la cancha lo haría en la vida social; siendo esto peor, mejor sigamos rompiendo todo en la cancha. Que el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires nos transmita este mensaje en la tanda publicitaria del noticiero que muestra a la gente prendiendo fuego la cancha de River y mandando al hospital a varios polícias, seguramente no haya sido la mejor idea. Una pena que se desperdicien los recursos del estado y se pierda la oportunidad de impartir precisamente el mensaje contrario: desdramatizar el fútbol, intentar que el espectador sea un poquito mas racional y hacerle entender a la gente que gane o pierda el equipo, el lunes hay que volver a la oficina y su vida seguirá exactamente igual a como era antes.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Totalmente!!!

Saludos Leno :)

Penélope.