martes, febrero 08, 2011

Lluvia: ese odioso tipo con paraguas.

Los maníacos-obsesivos como uno pocas veces dejan las cosas libradas al azar. Sería casi suicida salir a la calle sin verificar previamente el pronóstico del tiempo. Pero no se crean que si se anuncia probabilidades de lluvia uno automaticamente agarra el paraguas. En absoluto. Nos anunciaron probabilidades, ahora hay que calcular cuan altas son. Entonces miramos por la ventana y vemos cuan negro está el cielo, el viento, el calor, la rodilla de la abuela y hacemos un cálculo: si hay pocas posibilidades que llueva, o muchas posibilidades que llovizne normalmente se elige correr el riesgo relativamente bajo a mojarnos ligeramente antes que someternos  a la incomodidad segura de sacar a pasear al paraguas. En consecuenia no es infrecuente encontrarnos caminando bajo la lluvia por el microcentro.

No es tan malo como parece, entre que las calles son angostas y que hay bastantes toldos se puede ir de Leandro Alem hasta la 9 de Julio y llegar relativamente seco. A menos que nos crucemos gente con paraguas, claro.

El tipo con paraguas por definición es un tipo seco, un tipo previsor que no tiene ningún problema y que piensa que como el está bien, todo el mundo está bien, y en consecuencia no se preocupa por ellos. Va entonces por las veredas de un metro de ancho por el microcentro caminando con su paraguas placidamente, mandando sms o simplemente pelotudeando. Mientras tanto uno está detras imposibilitado de avanzar, urgido de llegar al próximo toldo y se caga mojando mientras el señor avanza lo mas pancho a paso de tortuga. Pará, se puede decir "se caga mojando" en televisión? Esto no es televisión, es un blog pedorro que no lo lee nadie.. Bueno, es lo mismo, te parece que es correcto utilizar un término soez en este espacio virtual? Y mirá hay otro bloggers que suben imagenes de orientales teniendo sexo con sus mascotas y nadie les dice nada. Ah si tenés razón, perdón, seguí, seguí. 
Volvé a la playa, papá!
(notese que este buen hombre no pasa
pero ni a palos al lado del cartel amarillo)
A veces la vereda es un poco mas ancha, pero también tenemos problemas, siendo un clásico el duo de viejas paragueras cotilleando una al lado de la otra, mientras una hilera de tipos se hace sopa detrás de ellas. O cuando venís caminando por debajo de los balcones y te viene enfrente alguien con paraguas. Lo lógico es que el tipo se corra a la lluvia y te permita seguir caminando derecho, los dos secos, todos contentos. Pero no,  en el 90% de los casos el del paraguas no se corre, o se corre poco y hace que vos te mojes. Peor aún, algunos se tiran decididamente contra la pared no dejandote mas opción que caminar justo donde termina el toldo o balcon y donde te caen gotas enormes de agua sucia.

No vamos a hacer hincapie en  los conductores que pudiendo dejarnos pasar nos hacen esperar en la esquina mientras la naturaleza nos propina baldazos de agua. Tampoco nos ensañaremos con los que pasan a toda velocidad pegados al cordón y nos empapan de pies a cabeza. Si el conductor argentino normalmente ni siquiera mira a los autos que tiene en frente, ¿ vamos a pedirle que se fije en los peatones que caminan por la vereda??

Pero entre estos siniestros personajes decididamente el mas repudiable es el señor del paraguas gigante. Un hombre que sabe que va a transitar veredas de 1,5 metros de ancho, pero igual se lleva un paraguas con un díametro de casi 2 metros. Si es que se le puede llamar paraguas a esa sombrilla de playa. ¿Que se piensa señor que usted es el único que transita por la vereda y que tiene derecho a ocupar el 110% de la misma con tal de permanecer seco? ¿No le parece que quizas pueda llegar a molestar a otros con semejante armatoste? Si vos te encontrás a este tipo viniendo de frente la única opción para pasar es bajarte a la calle, si es que no está inundada, atestada de taxis, colectivos, motochorros, containers, autos mal estacionados o camiones descargando fuera del horario legal. En este último caso el muchacho ni si quiera puede pasar y se ve obligado a poner el paraguas en 45 grados mientras la gente espera bajo la lluvia en la otra punta del camión, "que pase el del paraguas gigante, nosotros esperamos mojandonos que no nos cuesta nada".

Que les garue finito.

9 comentarios:

Liessa dijo...

Terrible, para mi usar paraguas es lo más incómodo del mundo, solo lo uso en ocasiones muy puntuales. Pero parece que a la gente le encanta, no? No lo entiendo.
Algo que me llama mucho la atención es la gente que sigue con su paraguas abierto cuando ya dejó de llover. Se ven bastantes, me da muchas ganas de decirles "¿no te das cuenta que no llueve, salame?". Pero nunca lo hago.
Saludos.

Unfor dijo...

1.000 % de acuerdo. Además son muy pocos los que levantan el paraguas; si te sacan un ojo con las puntas metálicas, jodete!

Leno. dijo...

O los que tienen el paraguas todo deschavetado y le quedan partes sin tela con pinches apuntando para todos lados y los tipos caminan como si nada y te pasan el pinche a centimetros de la cara.

Unfor dijo...

Made in Taiwan.

Anónimo dijo...

Yo dejé de usarlo. Era la típica atípica mujer con paraguas que si venía alguien, lo levantaba para que pasara, lo cerraba para no estorbar, llegué a ofrecer compartirlo y entonces yo quedaba fuera de él...
Y el ojo que no saqué yo, venían a sacármelo a mí!
Licencia también deberían tener los usuarios de paraguas!!!
Además, si hay tormenta... ni te protejen nada... es más lo que estorban.

Muy bueno el post! y las comadres bajo la misma sombrilla, jajaja.

Saludos!!!
Penélope.

Leno. dijo...

Gracias x aportar la visión internacional Penny! Para mi que los chinos a esta altura algo ya deben haber inventado para solucionar esto. No me quiero imaginar como debe ser el microcentro chino un día de lluvia...

Gustavo dijo...

Odio a esas personas que cuando llueve se ponen con los paraguas a caminar bajo los techos! O que dejen el paraguas o que lberen las zonas de los techos para los que no lo llevan.
Y si alguna vez alguien con las puntas de su paraguas me llega alastimar algun ojo tendre que defenderme escupiendola. Que se le va hacer.

Anónimo dijo...

Sombrillas de goma con sensores para ojos?, no?.
Paraguas colectivos?, tipo que salgan de los techos de algunos edificios y protejan a los transeuntes... tampoco?
Quizá bastaría con esos sombreritos cónicos tan típicos de los chinos.
Si les aumentamos poquito el diámetro y usamos tela impermeable... no sé, se lo dejo a los chinos!

Saludos!, lindo week-end!
Penélope.

Canaty dijo...

Odio los paraguas!!! de azúcar no soy así que a mi dejenme abajo del agua que es bendición...